Larbaud, Valery

Larbaud, Valery (Vichy, 1881–Vichy, 1957)

Escritor, traductor y crítico francés. En 1952 recibió el Prix National des Lettres y tras su muerte fue uno de los diez escritores contemporáneos que representaron a la literatura francesa en la Exposición Universal de Bruselas. Su pasión por los viajes y su cosmopolitismo se reflejan ya en su primera publicación, las Œuvres françaises de M. Barnabooth (1908), completada en A. O. Barnabooth. Ses œuvres complètes, c’est–à–dire un conte, ses poésies et son journal intime (1913), inscrita ya en las ediciones de la Nouvelle Revue Française, una obra moderna de interesantes juegos de autores ficticios e interpuestos. Mientras tanto, publicó Fermina Márquez (1911), novela de amores adolescentes y primer acercamiento al ámbito hispano, que tanto cultivó.

Tras Enfantines (1918), texto revisado durante su estancia en Alicante, publicó el denominado tríptico del monólogo interior formado por Beauté mon beau souci (1920), Amants, heureux amants (1921) y Mon plus secret conseil (1923). Poco después de su muerte sus obras fueron publicadas en la «Bibliothèque de la Pléiade» (1958). A dicha recopilación hay que añadir Le cœur de l’Angleterre seguido de su inacabada novela alicantina Luis Losada (1971), así como la publicación del amplio diario de Larbaud: Journal inédit (1954–1955, dos vols.) y Journal 1912–1935 (1955). Realizó igualmente una notable tarea de divulgación a través de conferencias, prólogos y artículos, muchos de los cuales han quedado recogidos en las dos entregas de Ce vice impuni, la lecture («Domaine anglais» en 1925 y «Domaine français» en 1941).

En el ámbito de la traducción su aportación fue muy amplia, dando apoyo a escritores que posteriormente gozaron de gran relevancia. La literatura europea e hispanoamericana debe mucho a este gran cosmopolita que dejó a menudo de lado su propia creación literaria por la tarea de traducir, por puro placer pero con gran rigor, permitiendo así que sus contemporáneos conocieran mejor la literatura extranjera. Del inglés tradujo a S. Butler, W. Whitman, N. Hawthorne, Coleridge, Chesterton, W. Savage Landor, L. O’Flaherty y R. L. Stevenson, y colaboró en la traducción del Ulises de Joyce. Del italiano a E. Cecchi, Lionello Fiumi (con H. Buriot–Darsiles), B. Barilli (con María Nebbia) o R. Bacchelli. En cuanto al castellano, dio versiones de obras del mexicano Alfonso Reyes y del argentino Ricardo Güiraldes, así como de los españoles Ramón Gómez de la Serna y Gabriel Miró.

Publicó, con el título de «Pages choisies» y junto a Mme. B. Moreno, la traducción de algunas greguerías de Gómez de la Serna (Hispania n.º 34, 1918), que fueron seguidas de nuevas traducciones de las denominadas «Criailleries» (Littérature 3, septiembre de 1919, y Les Écrits Nouveaux de enero de 1921). Junto a Mathilde Pomès llevó a cabo la traducción completa de las Greguerías (Échantillons, 1923). A ello hay que añadir la versión de «L’aube» en la revista L’Âne d’Or (febrero de 1924), así como la de otro texto casi desconocido de Gómez de la Serna, Apologie de la Linotype (1963). Al mismo tiempo insistió ante G. Gallimard para publicar a Gabriel Miró en Francia y llevó a cabo él mismo la traducción de la «Semaine Sainte» (de El humo dormido), de la que hizo también el prólogo. Dicha traducción apareció en los n.º 12–13 de Intentions (febrero–marzo de 1923) y posteriormente en el n.º 14 (1925) de Les Cahiers Nouveaux (Éditions du Sagittaire de S. Kra). En esta edición, con el título general de Semaine Sainte se incluyen otros tres textos de Miró traducidos por Noémi Larthe en colaboración con Larbaud: «L’Ascension», «Saint–Jean, Saint–Pierre et Saint–Paul» y «Saint–Jacques, patron de l’Espagne», así como el prólogo de Larbaud. En 1931 apareció una edición de lujo (Lyon, Les XXX) con ilustraciones de Jean–Gabriel Daragnès. De Miró, Larbaud tradujo igualmente «Une matinée» (de El libro de Sigüenza), publicada asimismo en la revista L’Âne d’Or (febrero de 1924). Junto a estos autores, conviene recordar la traducción de Au grand Saint–Christophe de Eugenio d’Ors por H. y M. Tissier de Mallerais, que incluye tres «Natures mortes», traducidas por Larbaud (1932).

Conviene señalar asimismo la relevancia de su pensamiento sobre la traducción, recogido en lo esencial en Sous l’invocation de Saint Jérôme (1946), donde, además, ofrece profundas reflexiones en cuestiones de lingüística, crítica literaria y literatura comparada. Para Larbaud el traductor debe ser un escritor y la traducción una reescritura que transmita no sólo la forma y el estilo utilizados por el autor sino también su espíritu.

En cuanto a las traducciones de textos de Larbaud al castellano, las primeras fueron obra de Enrique *Díez–Canedo: el relato «Dolly» –perteneciente al volumen Enfantines–, que se publicó en la revista España (n.º 242, 1919), y la novela Fermina Márquez (M., Calpe, 1921). Hubo que esperar hasta los años 40 para que aparecieran dos breves textos, «Estampas» y «Post–Scriptum», en la revista Mediterráneo (n.º 6, 1944), obra de Juan Guerrero Ruiz. La prensa fue también el vehículo de difusión de otras versiones, como la de José Luis Cano «España (1898–1918)» (Papeles de Son Armadans n.º 24, 1958); de Anne Poÿlo «Biar» y «Mucha miel», dos localidades alicantinas (Idealidad n.º 151, 1970); de Guillermo Carnero «Cinco poemas de Valery Larbaud» (Trece de Nieve n.º 3, 1972) y de E. Díez–Canedo «Un poema de Larbaud: Mers–El–Kebir» (diario Pueblo de 13.11.1981).

Ya en forma de libro aparecieron a partir de mediados de los años 1980 distintas producciones: el Diario alicantino (1917–1920), traducido por José Luis Cano (Alicante, Instituto de Cultura Juan Gil–Albert, 1984), a partir de la obra Journal 1912–1935; la Obra completa de A. O. Barnabooth, en versión de Adolfo García Ortega (M., Trieste, 1988), con nueva edición en 2005 (Montblanc, Igitur). También a García Ortega se debe la versión de Devociones particulares (M., Ediciones del Taller, 1992) y Las poesías de A. O. Barnabooth (Valencia, Pre–Textos, 2001), así como una nueva traducción de Fermina Márquez (B., BackList) en 2008. Pueden mencionarse asimismo De la tierna edad por Ricardo Cano Gaviria (Igitur, 2000); extractos de Belleza, mi bella inquietud por Mar i Cel Perera, con revisión de Maribel Corbí (Instituto de Cultura Juan Gil–Albert, 2001), y Amantes, felices amantes, volumen que contiene Belleza, mi bello tormento, Amantes, felices amantes y Mi más secreto consejo y que ha sido vertido por Mar i Cel Perera y M. Corbí, con revisión de R. Cano y Rosa Lentini (Igitur, 2002).

Varios textos poéticos de Larbaud, en versiones de Françoise Mallier, A. García Ortega y Soren Peñalver, fueron incluidos en la revista de poesía Dactilo (n.º 3, 2003). Cabe añadir que los ensayos sobre traducción «Las balanzas del traductor» y «Sobre la traducción», a cargo de Ángeles Sirvent Ramos, aparecen en el volumen El discurso sobre la traducción en la historia. Antología bilingüe (B., EUB, 1996).

 

Bibliografía

Dominique BERTRAND, «Valery Larbaud, théoricien de la traduction. Défense et illustration du domaine français» en VV. AA., Valery Larbaud et la France, Clermont–Ferrand, Faculté des Lettres et Sciences Humaines de l’U. Blaise Pascal, 1990, 85–100.

Jean BESSIÈRE, «Larbaud et la fable de la traduction» en Y.–A. Favre & M. Kuntz (eds.), Larbaud–Suarès, París, Aux Amateurs de livres, 1987, 81–94.

Paulette PATOUT, «Évolution des idées de Valery Larbaud sur la traduction» en VV. AA., Colloque Valery Larbaud, París, Nizet, 1975, 195–207.

Mathilde POMÈS, «Valery Larbaud et l’Espagne», NRF 57 (1957), 149–154 (Hommage à Valery Larbaud).

Anne POYLO, «San Gabriel y San Jerónimo: una amistad predestinada», Revista del Instituto de Estudios Alicantinos 27 (1979), 177–195.

Ángeles SIRVENT RAMOS, «Valery Larbaud y la teoría de la traducción» en F. Lafarga, A. Ribas & M. Tricás (eds.), La traducción: metodología/historia/literatura. Ámbito hispanofrancés, Barcelona, PPU, 1995, 165–173.

Ángeles SIRVENT RAMOS, «Valery Larbaud y la recepción de Gabriel Miró en Francia», Hispanogalia 2 (2006), 155–168.

 

Ángeles SIRVENT RAMOS