France, Anatole

France, Anatole (París, 1844–Saint–Cyr–sur–Loire, 1924)

Novelista francés, llamado en realidad Jacques–Anatole Thibault; hijo de un conocido librero, se familiarizó pronto con el mundo leído y escuchado en los años de formación, en el que se inspiró para una de sus mejores novelas, Les dieux ont soif (1912), recreación del ambiente de la Revolución francesa. Bibliotecario del Senado a las órdenes de su admirado Leconte de Lisle, fue también poeta parnasiano en sus comienzos, aunque pronto abandonó la poesía para consagrarse, con éxito, al cuento y a la novela. Fue luego afamado crítico literario de corte impresionista en su prolongada colaboración en el periódico Le Temps (1888–1892). Tomó partido a favor de A. Dreyfus, y se enfrentó en el plano literario a las tesis naturalistas de Zola.

Escritor eminentemente parisino, humanista y sedentario, acabó por adherirse al partido comunista. Al éxito entre el público conseguido con novelas como Le crime de Sylvestre Bonnard (1881), Thaïs (1890), La rôtisserie de la reine Pédauque (1892) o L’île des pingouins (1908), se sumaron los honores oficiales: miembro de la Legión de Honor (1895), académico (1896) y premio Nobel de Literatura (1921). Sin embargo, su estrella empezó a declinar al poco tiempo de su muerte y numerosos literatos notables (Paul Valéry, los surrealistas) se afanaron en denostar a quien durante décadas se había convertido en el emblema de las letras francesas universales.

Aunque hay alguna otra edición temprana, como la de Manuel Ciges Aparicio de El jardín de Epicuro, publicada en 1904 (B., Heinrich y Cía.) y reeditada en 1989 (M., Júcar), el traductor por antonomasia de A. France al castellano es Luis Ruiz Contreras. Entre 1910 y 1931 tradujo prácticamente toda su copiosa obra en veintisiete volúmenes, publicados en distintas editoriales de Madrid (Helénica, Renacimiento, Sociedad General Española de Librería), que fueron retomados por Aguilar (Madrid) en ediciones completas (1946) o como Obras escogidas (1979), recuperadas en los años 1980 por varias editoriales y objeto de ediciones recientes: El crimen de Sylvestre Bonnard (La Coruña, Ediciones del Viento, 2008), Los dioses tienen sed (B., Barril Barral, 2010) y Tais (M., Reino de Cordelia, 2012; ed. revisada y actualizada por Luis Alberto de Cuenca).

El progresivo olvido en el que cayó France en su país hizo que disminuyeran considerablemente las traducciones. Con todo, a partir de finales de los años 70 se apreció un nuevo interés por su obra: aparte de las mencionadas reediciones de las versiones de Ruiz Contreras aparecieron Thais la cortesana, en traducción de Inma Bayerri (B., Mundilibro, 1977); Los dioses tienen sed, versión de José Mayoralas (M., Cátedra, 1991), o La isla de los pingüinos, traducida por Pablo Mañé (B., Ediciones 29, 1994) y por Jorge Carrier (B., Edicomunicación, 1996). En fechas más recientes han seguido apareciendo traducciones de novelas muy conocidas, como La isla de los pingüinos por Emilio Hernández Valdés (Mataró, Montesinos, 2013) o El asador de la Reina Pie de Oca por Santiago R. Santerbás (Cátedra, 2014), aunque también ha habido interés por rescatar obras menos difundidas, como las novelas El procurador de Judea, traducida por María Teresa Gallego (Zaragoza, Contraseña, 2010; con un postfacio de Leonardo Sciascia), y Sobre la piedra blanca, obra de Carlos Vendrell (Vilafranca del Penedés, Erasmus, 2010); el conjunto de novelas cortas Baltasar y otros relatos por Francisco García Lorenzana (B., Plataforma, 2016) y la Apología del plagio, vertida por Manuel Serrat Crespo (Palma, J. J. de Olañeta, 2014).

En otras lenguas peninsulares la presencia de France no es muy notable: en catalán se hizo muy pronto una edición de Contes i narracions, por un traductor que responde a las iniciales M. M. (B., E. Domènech, 1907) y años más tarde apareció la versión del cuento Les set dones de Barbablau por Pere Montserrat (B., La Rosa dels Vents, 1937), aunque luego hay un largo paréntesis hasta la aparición de Els altars de la por , en traducción de Anna M. Corredor (B., Edicions de 1984, 2006) y de La missa de les ombres i altres contes, obra de Lluís Tarraga, que incluye propuestas didácticas (Alzira, Germania, 2009). En gallego hay traducción de A illa dos pingüíns por Rafael Chacón (Santiago de Compostela, Laiovento, 1996) y de Os contos de Jacques Tournebroche por Ana Giráldez en la Biblioteca Virtual Bivir .

 

Bibliografía

Cecilio Alonso, «Introducción» en A. France, El jardín de Epicuro. Trad. de M. Ciges Aparicio, Madrid, Júcar, 1989, 9–32.

Luis Ruiz Contreras, «Prólogo» en A. France, Obras completas, Madrid, Aguilar, 1946, I, ix–xlvii.

Jean Sarrailh, «Le prestige d’Anatole France en Espagne», Revue de Littérature Comparée 16 (1936), 98–120.

 

José Mayoralas
[Actualización por Francisco Lafarga]